Assign modules on offcanvas module position to make them visible in the sidebar.

Don't have a credit card yet?

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt.

La Paz, 27 de noviembre de 2018 (VEAyE).- Uno de los mejores educadores populares de América Latina, Marco Raúl Mejía, ponderó el proceso de sistematización impulsado por el Profocom, llevado adelante por el Ministerio de Educación de Bolivia, en el cual cada maestra y maestro sistematizó su experiencia y práctica educativa en el aula, generando conocimiento y teoría desde sus aprendizajes cotidianos.

El colombiano, sistematizador con mucha experiencia, llegó a Bolivia para participar del 9no Encuentro Internacional de Educación Alternativa y Especial, “Experiencias y Prácticas Educativas para la Transformación e Inclusión”, que se desarrolla del 28 al 30 de noviembre con la participación de seis expertos internacionales en educación alternativa, educación especial y educación productiva.

 

Atendiendo un pedido especial del Ministerio de Educación, Marco Raúl Mejía dio un taller denominado “Educación Popular y Sistematización de Experiencias Educativas” a más de dos centenar de maestros y otros actores vinculados al sector educativo que se dieron cita en el Salón “Avelino Siñani”, donde aprendieron de la amplia experiencia del recientemente nombrado Doctor Honris Causa por la Universidad Pedagógica Nacional de Colombia.

 

Para el Dr. Mejía, la Educación Alternativa en Bolivia siempre ha sido una experiencia con desarrollos propios y dinámicos, que se han visto favorecidos por el actual gobierno que vela por las mayorías y sectores vulnerables, posibilitando el acceso a la educación.

 

“Yo diría aquí  que llegan a un nivel de planteamiento que nos comienza a iluminar el camino de otra manera, por ejemplo todo esto de la sistematización, es la primera vez que en América Latina ponen a miles de  personas a hacer una experiencia de sistematización y creo que por las conversaciones que he tenido vamos a aprender mucho los que hacemos sistematización en América Latina de lo que ustedes han hecho, porque van a tener que sentarse a ver críticamente qué pasó, porque la educación popular no es, sino se está haciendo”, explicó.

 

Aseguró que Bolivia es un espacio para aprender y compartir las experiencias que los educadores populares desarrollan en sus países con sus propios contextos  y particularidades.

 

Como un educador popular comprometido celebró que el modelo educativo boliviano haya planteado un currículo de corte intercultural, que integre a las 36 naciones indígena originario campesinos y también lo productivo, posibilitando “un proyecto capaz de recoger la riqueza de las naciones y replantearle al capitalismo que anda haciendo proyectos únicos por encima de culturas y de los contextos”.